You are here
Home > Análisis y Opinión > El Campus de Buenos Aires 2018 y la semana más importante del futuro de nuestro deporte

El Campus de Buenos Aires 2018 y la semana más importante del futuro de nuestro deporte

Por Luis Pelaez
@fortinducto

Con mucho optimismo y juventud se realizó ayer la inauguración del Campus Buenos Aires 2018 en el Cenard. Más de 500 jóvenes fueron acompañados por autoridades nacionales, directivos y deportistas consagrados para compartir el primer día oficial de un momento único para el deporte argentino.

No es una exageración considerar esta semana como la más importante para el futuro de nuestro deporte. Más de medio millar de atletas de las 24 provincias del país, nacidos entre 2000 y 2001 y pertenecientes a los 29 deportes que integran el Programa de los Juegos Olímpicos de la Juventud 2018, permanecerán concentrados en el Campus hasta el próximo domingo. Esta concentración y entrenamiento fue organizada de forma conjunta por la Secretaria de Deporte de la Nación, el Comité Olímpico Argentino (COA), el Comité Organizador de los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018 (BAYOGOC) y el ENARD.

La expectativa está puesta en el trabajo deportivo sobre una generación que, de continuar este proyecto a largo plazo como viene aprendiendo el Enard, puede ser la que le termine aportando a nuestro país lo que necesita para ser una potencia olímpica. Entusiasma también la elaboración de un programa de desarrollo deportivo que se focalice en la infraestructura, con núcleos de entrenamientos por regiones, para evitar el desarraigo y potenciar la preparación de jóvenes en todo el país. Esto es casi tan importante como la selección de estos chicos, los que competirán el año que viene en Buenos Aires y los que se sumarán a las distintas selecciones juveniles en base a la preparación que estuvieron recibiendo en estas etapas del programa de Buenos Aires 2018.

Durante esta semana, que representa la transición hacia la cuarta y última fase, que apunta a conformar la Misión Olímpica Argentina para el año que viene, se trabajará bajo tres ejesEducativo, Deportivo y Evaluativo. En el plano deportivo se realizará un entrenamiento durante 10 días bajo la presencia de los 120 entrenadores que llevan adelante este programa, a los que se le sumarán 14 provenientes del extranjero y 12 del ámbito nacional, quienes brindarán capacitaciones para atletas y entrenadores. Además se contrató a un grupo de observadores internacionales, cuyo objetivo final es realizar una propuesta para mejorar la preparación en la última etapa.

En cuanto a lo evaluativo, el CeNARD estará al frente de un programa ambicioso, en donde trabajará junto al Departamento de Ciencias Aplicadas, los Laboratorios de Fisiología y Evaluación Funcional, y las distintas áreas médicas. El objetivo será evaluar el estado de salud de los chicos y sus aptitudes físicas.

De acuerdo a lo que informó el CEO de los Juegos Olímpicos de la Juventud, Leandro Larrosa, se apostó a igualdad de género con un hombre y mujer por rama en cada deporte individual, como así también se apuntó a la federalización de los representatnes, ya que hay chicos de todas las provincias. Además confirmó que las entradas para los eventos y ceremonias en los Juegos serán gratuitas.

No hay que olvidarse que la organización de unos Juegos, por más que sean de la juventud, le dejan a la ciudad organizadora un legado deportivo, en infraestructura y social muy importante, o al menos pretender serlo. La instalación de la villa olímpica en la zona sur y la remodelación de las instalaciones deportivas en el Parque Roca pretenden ser ese legado que le permita a la Ciudad de Buenos Aires mejorar la calidad de vida de los habitantes de esa zona, resolviendo parte de los problemas habitacionales de los barrios del sur. La aplicación de políticas de vivienda eficaces y transparentes que puedan ayudar a los más humildes y a los que necesitan resolver de forma urgente su estado habitacional es la única vía para poder lograr ese objetivo, siendo esto algo a lo que también habrá que prestar atención luego de la ceremonia final de los juegos, además del seguimiento que se le tendrá que hacer a estas jóvenes promesas.

Volviendo a la inauguración, participaron autoridades nacionales, ministros, secretarios e importantes deportistas, muchos de ellos estuvieron y estarán a cargo de algunos entrenamientos, como los remeros Ariel Suárez y María Laura Ábalo, el karateca Franco Icasati, los gimnastas Ailén Valente y Nicolás Córdoba y el boxeador Alberto Palmetta, entre otros.

Por otro lado, el Gobierno desactivó la alarma sobre el posible desfinanciamiento del Enard. El ministro Esteban Bullrich desestimó la posibilidad de suprimir el impuesto del 1% a la telefonía celular que desde 2009 permite el funcionamiento del Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo.

Similar Articles

Deja un comentario

Top