You are here
Home > Análisis y Opinión > #CopaDavis La esperanza intacta

#CopaDavis La esperanza intacta

La Copa Davis suele ser un torneo no apto para los hechos predecibles. A diferencia con los ATP del año en donde suelen avanzar los máximos favoritos, en esta competencia hay algo más que entra en juego que no se mide por ranking. Esta especificidad que tiene “La Davis” provoca sorpresas mezcladas por imágenes épicas y hasta patrióticas al ver cómo juegan “sintiendo la camiseta” tenistas que en otros contextos, en otros torneos, muestran un nivel distinto. Este condimento especial se vio hoy, una vez más, en la serie que disputó el equipo argentino, con un Delbonis que puso contra las cuerdas al sexto mejor jugador del mundo y un Del Potro jugando por encima del ranking más mentiroso que haya tenido un tenista en los últimos años.

El primero en salir a la cancha del equipo argentino fue Federico Delbonis, el número 41 del ranking del ATP tuvo la dura tarea de jugar frente al top ten y número 6 del mundo Marin Cilic. El primer set tuvo al oriundo de Azul cometiendo muchos errores no forzados, enganchando con el marco la pelota y sin terminar bien los golpes, dejando la pelota en la red con su revés. Como le suele suceder, Delbonis fue encontrando su juego con el correr de los games y así fue que perdió por muy poco el segundo set, por errores que pudo capitalizar el croata sobre el final de ese juego que terminó llevándoselo por 7-5, luego de haber ganado el primero por 6-3.

Con la confianza de sentirse mejor en la cancha, el argentino logró ganar los dos set siguientes por 6-3 y 6-1 con mucha claridad, mientras Cilic reflejaba un espejo inverso al nivel que estaba mostrando Delbonis. La muestra más clara se vio en el último punto del cuarto set cuando el croata dejó en la red un smash.

Lamentablemente el tenista de Azul no pudo mantener el nivel que había mostrado en el tercer y cuarto set y volvió a enganchar pelotas, a dejarlas en la red y cometer errores no forzados. Así fue que Cilic volvió al partido y equivocándose menos ganó el quinto y último set por 6-2. Si bien Delbonis no logró quedarse con el encuentro, se valora su partido por el nivel que desplegó frente a un tenista de élite y porque hizo jugar 3 horas y media a alguien que seguramente estará presente en los tres puntos de la serie, por lo que teniendo en cuenta el final de temporada, su reciente participación en el Master y estas horas en el Arena Zagreb,será una variable que hará pesar a lo largo de la serie.

Pocos minutos después salió a la cancha Juan Martín Del Potro, la esperanza argentina para llegar con más posibilidades al partido de dobles. El tandilense se iba a enfrentar a Ivo Karlovic, 20° del mundo. El partido se jugó al ritmo del croata: puntos cortos, muchos ace y casi sin peloteo. Cuando parecía que Del Potro se quedaba con el Tie break del segundo set, luego de haber ganado el primero por 6-4, el croata extendió su supervivencia dando vuelta un marcador que lo tuvo en dos ocasiones a un punto de perder el set y empató el encuentro, en parte gracias a errores que cometió el tandilense en lo últimos puntos.

En un partido monótono el argentino desniveló en los puntos que no se reducían a saques ganadores por parte del croata, y pudo quebrar en los games decisivos para terminar ganando los últimos dos set por 6/4-7/5 Para «Delpo» fue su primera victoria en una final de Copa Davis, teniendo en cuenta sus derrotas en el 2008 en Mar del Plata frente a Feliciano López y en el 2011, en España, con David Ferrer y Rafael Nadal.

La acción continua el sábado a partir de las 11 de la mañana, 15 hs. en Zagreb, con el cotejo de dobles que puede ser el que termine inclinando la balanza de una final por demás pareja. Por el momento, Orsanic aún no confirmó la dupla que buscará desnivelar la serie. Gracias a la victoria de Del Potro, al nivel que mostró en algunos pasajes Delbonis y a la carga y presión que sometió a Cilic, la esperanza de conseguir el título que le falta al deporte argentino se encuentra intacta.

Luis Pelaez

Similar Articles

Deja un comentario

Top